Foto: archivo
 Jaime Guerrero 

OAXACA, Oax. Activistas, antieólicos, ex candidatos a cargos de elección popular, dirigentes de organizaciones sociales señalados de muertes por conflictos políticos-electorales, feministas y hasta asesores de diputadas y diputados, buscan la nominación de nuevo titular de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO).

El pasado 15 de marzo culminó el registro de aspirantes ante la Comisión de Derechos Humanos de la 64 Legislatura, para ocupar el puesto de titular de la Defensoría.

Entre los requisitos, la convocatoria establece el no haber sido servidor público de mando superior en la administración pública federal, estatal o municipal durante los dos últimos años anteriores al día de la designación.

No haber resultado responsable por violaciones a los derechos humanos en alguna de las recomendaciones emitidas por un organismo público de defensa y protección de los derechos humanos, así como acreditar conocimientos suficientes teóricos y prácticos en la defensa y EN promoción de los derechos humanos con perspectiva de género y pluralismo jurídico.

No tener antecedentes de violencia o discriminación en el ámbito público o privado, y no haber ocupado puesto de elección popular ni de partido político al menos dos años anteriores al proceso de selección.

Entre los aspirantes están: Juan Rodríguez Ramos, visitador general de la DDHPO; Samuel Castellanos Piñón, exfiscal; Yarib García Hernández, actual consejero de la Defensoría; María Eugenia Mata García, actual consejera. Lo mismo, Sarah Méndez Morales, activista antieólica e integrante de una organización que asesora a grupo de pobladores que oponen a elecciones en municipios de la región del Istmo de Tehuantepec y actual consejera de la DDHPO.

Destaca también Yesica Sánchez Maya, integrante de Consorcio para el Diálogo Parlamentario y la Equidad de Oaxaca; Jesusita Bautista Cayetano; Daniel Pérez Montes, asesor de la diputada de Morena, Gloría Sánchez.

Cesar Mateos Benítez, dirigente Comuna, exvocero del movimiento social del 2006 que buscó derrocar al exgobernador, Ulises Ruiz Ortiz, además de ser señalado de asesorar a diversos municipios en disputa que han derivado en muertes violentas y emboscadas, como el Santiago Choapam.

Emilio de Gyves Montero, eterno aspirante a cargo de elección popular en la región del Istmo de Tehuantepec e integrante de una de las fracciones de la Coalición Obrera y Campesina Estudiantil del Istmo (COCEI). En total aspiran 42 personas a la titularidad de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.