Las integrantes de Pandora llevaron de la mano a cientos de espectadores por el camino de la nostalgia. / Foto: Cortesía.

Con Pandora concluyeron seis semanas en las que Xoxocotlán recibió a artistas, turistas locales y nacionales 

Rocío Flores

OAXACA, Oax. A oscuras, en un parque pletórico, lleno de entusiasmo, la gente parece caminar por las mismas sendas que en los años 80, se para, canta, sonríe, grita como intentando revivir la fama  de  María Fernanda  y las hermanas María Isabel y María Teresa «Mayté» Lascurain Arrigunaga, integrantes del grupo Pandora.

¡Otra! ¡otra!¡ otra!, se escucha entre cientos de personas en el parque de Santa Cruz Xoxocotlán. Al escenario entra en lugar de Pandora, una banda de mariachis 一ocho hombres y una mujer一 con lo que el público asegura el retorno de las tres cantantes de balada pop y  música mexicana.

Un par de horas antes Fer y las hermanas María Isabel y Mayté reinterpretaron canciones que las hicieron populares al ritmo de baladas, bachata y rancheras.

Volvió a sonar el Noa Noa del fallecido intérprete y compositor mexicano Juan Gabriel y ¿Cómo te va mi amor? del nicaragüense Hernaldo Zúñiga que estuvo nominada al Grammy en la categoría pop latino en 1987 y que fue incluida además entre las 100 canciones más populares de los 80 del pop en español. .

Treinta años después del inicio de su carrera, Mayté recordó que antes, sin los medios digitales se iba de lugar en lugar, de radio en radio, de periódico en periódico.

“Nos íbamos volviendo famosas y no nos habíamos dado cuenta, hasta que llegamos a Oaxaca. Por eso siempre nombramos este lugar que nos dio la oportunidad de reconocernos”, dijo ante un público sacudido por la nostalgia.

Con teléfonos móviles en mano grababan en una memoria el paso del tiempo, notorio en las cantantes, en sus pasos, en sus letras.

«¡Te amo Fer, te amo Mayté!» gritaba el acompañante de una mujer dedicada a la política, que en los tres últimos conciertos de Martes de Brujas estuvo al frente del público, coreando, bebiendo, gritando, aplaudiendo a los populares cantantes.

En el concierto también se escuchó la frase ¡Mátala cabrón! como una expresión de la enajenación romántica, después de que las intérpretes cantaron Mátala de Alejandro Fernández, La maldita primavera, de Yuri y Me vas a extrañar  entre muchas otras canciones cuestionadas porque cantan al amor romántico, al desamor, al despecho y que recuerdan que 30 años después y a pesar de los feminicidios, nuestra cultura sigue mitificando la violencia pasional y el odio.

Volver a caminar  por las mismas sendas suele ser decepcionante para algunas personas, al parecer no fue así para el grupo Pandora y cientos de personas revivieron anoche la fama que obtuvieron sus integrantes en la década de los 80.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.