Donald Trump/Internet

Notimex

WASHINGTON. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dio hoy marcha atrás a su amenaza de cerrar la frontera sur, pero advirtió que podría gravar con aranceles a los autos que vienen de México si este país no frena el flujo de drogas e inmigrantes indocumentados.

«Vamos a darles una advertencia de un año, y si las drogas no se detienen o lo hacen en gran medida, vamos a imponer aranceles a México (…) en particular a los automóviles (…) Y si eso no detiene las drogas, cerramos la frontera», manifestó.

En declaraciones a la prensa en la Casa Blanca refirió que impondría aranceles a los automóviles o cerraría la frontera, pero refirió que podría comenzar con los impuestos aduaneros y le daría a México un año para tratar de detener el flujo de drogas e inmigrantes.

«Están sucediendo muchas cosas buenas con México. México entiende que vamos a cerrar la frontera o voy a imponer aranceles a los autos (…) probablemente comenzaría con los aranceles, eso sería un incentivo muy poderoso», indicó.

Trump adelantó la semana pasada que, si México no detenía de manera inmediata el flujo de migrantes sin documentos a su país, cerraría la frontera o al menos algunas secciones de la misma.

En esa ocasión dijo que los gobiernos demócratas dieron a Estados Unidos las leyes más débiles en el mundo, lo que el Congreso debe cambiar.

Legisladores demócratas y republicanos manifestaron su preocupación por la medida que tendría un impacto de mil 700 millones de dólares diarios, según estimaciones de la Cámara de Comercio de Estados Unidos.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.