Patricia Briseño

OAXACA, Oax.  El Congreso del estado de Oaxaca aprobó en periodo extraordinario de sesiones las reformas a la Constitución Política General en materia educativa, por lo que Oaxaca se convirtió en la cuarta entidad en avalar la propuesta del presidente, Andrés Manuel López Obrador.

La reforma educativa federal fue ratificada ayer domingo con 30 votos a favor, en lo particular y lo general, únicamente por los diputados de Morena, así como de los partidos del Trabajo (PT) y Verde Ecologista de México (PVEM).

Mientras que los ausentes fueron los partidos Revolucionario Institucional (PRI), Acción Nacional (PAN) y Encuentro Social (PES).

La Diputación Permanente sesionó casi a la medianoche del sábado, para convocar al pleno al periodo extraordinario para aprobar las reformas en materia educativa.

Más tarde en la Gaceta Parlamentaria de la 64 Legislatura se publicó que la sesión extraordinaria tendría como único punto del día, el Dictamen de la Comisión Permanente de Estudios Constitucionales, que contiene el proyecto de decreto relativo a la minuta remitida por el Congreso de la Unión sobre las reformas a los artículos 3, 31 y 73 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Durante la sesión extraordinaria, celebrada en el recinto del municipio conurbado de San Raymundo Jalpan, unos 20 profesores disidentes se concentraron en uno de los accesos para rechazar la determinación, además de demandarles el reconocimiento de su Plan para la Transformación Educativa del Estado de Oaxaca (PTEO).

“No avalamos ni reconocemos la nueva legislación porque no abroga la ‘nefasta’ reforma educativa de Enrique Peña Nieto, sobre todo, por mantener al magisterio en un ‘régimen de excepción laboral”, afirmó el portavoz de la Sección 22 del SNTE, Wilbert Santiago Valdivieso.

De acuerdo con el portavoz de la disidencia magisterial, la legislación mantiene el “régimen laboral de excepción”, al contemplar todavía la evaluación como un mecanismo de selección para el ingreso, promoción y reconocimiento del magisterio.

Reiteró que la CNTE se declarará en paro de labores de 72 horas, a partir del próximo miércoles, para lograr una mesa de diálogo de alto nivel con el presidente Andrés Manuel López Obrador y el secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, para dejar claramente asentadas sus demandas y sean integradas en las leyes secundarias, fundamentalmente en la Ley Reglamentaria del Sistema para la Carrera de los Maestras y las Maestros.

Advirtió que si la CNTE no obtiene respuestas satisfactorias a sus reclamos en la mesa de alto nivel, estallará posteriormente un paro indefinido de labores.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.