Ilustración

Cero decesos en escuela primaria que ejecutó plan de emergencias, mientras en dependencia colindante 10 muertos, se rehusaron a evacuar su edificio

Maira Ricárdez

OAXACA, Oax. Los 520 alumnos que conforman la población de la Escuela Primara Benito Juárez están preparados, conocen el protocolo de emergencia en caso de sismo, afirmó el director de la institución Enrique Cerero Gudiño, una vez culminada la ejecución del acto de simulacro post sismo que tuvo efecto en todo el país, en remembranza del 19 de septiembre de 1985 y 2017, eventos que marcaron la historia del país por el número de muertes como consecuencia de ambos movimientos telúricos.

De tal manera, en punto de las 10 de la mañana, como estaba programado, sonó la alerta sísmica y el total de educandos se concentraron en las seis zonas seguras previamente establecidas por la institución en coordinación con protección civil.

Y mientras los 520 alumnos del turno matutino de esta primaria ubicada en Alcalá esquina Berriozabal, dieron ejemplo de civilidad al concentrarse de manera ordenada en los círculos verdes rodeados de flechas, distintivo de zona segura, adultos muy cercanos a esta institución hicieron lo contrario.

Diez trabajadores del Registro Civil del estado ubicado en García Vigil fueron la cifra roja y fueron declarados como muertos al rehusarse a evacuar su edificio en medio de este sismo que hipotéticamente habría tenido una magnitud de 8.6 grados, es decir un terremoto, con epicentro de las Costas de Oaxaca.

La encargada de la Unidad Interna del Registro Civil, Nancy Avendaño, informó la forma en cómo la brigada interna de protección civil de la dependencia, integrada por 40 personas, realizaron la evacuación de 105 trabajadores y confirmó la tragedia, 10 personas muertas, reacios a acatar los protocolos en caso de emergencias.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.