Alejandro Murat Hinojosa, gobernador de Oaxaca/Foto: Jorge Luis Plata
Jaime Guerrero

OAXACA, Oax. A dos meses que el gobernador Alejandro  Murat Hinojosa entregue su tercer informe de gobierno al poder legislativo, la 64 Legislatura analiza una iniciativa propuesta por César Morales Niño que reforma al artículo 43 de la Constitución Política del Estado, la Ley Orgánica del Poder Legislativo, y al Reglamento Interior del Congreso para que, una vez recibido el informe de labores del titular del Poder Ejecutivo, se turne el documento a la Comisión de Estudios Constitucionales para su dictaminación, la cual deberá referirse a tres calificaciones sobre el estado que guarda la administración pública estatal: procedente y viable, desproporcionado o inaceptable.

En la propuesta hecha por el presidente de la Mesa Directiva, César Morales Niño, justifica que se propone un marco jurídico vanguardista en temas de una verdadera rendición de cuentas, un nuevo sistema de pesos y contrapesos de los poderes políticos, a través de la medición de la eficacia, eficiencia, transparencia, honradez en la aplicación de los recursos públicos.

De ser aprobada, regirá la entrega del tercer informe del gobernador, Alejandro Murat Hinojosa.

Así también en la calidad de indicadores de gestión y los avances estratégicos para el cumplimiento de las metas mostradas en los programas presupuestarios, con la finalidad de incrementar la calidad del gasto.

Morales Niño, aseguró que con esa propuesta, se pretende erradicar la práctica actual de los y las titulares de las diversas áreas de la administración pública estatal, “de solo venir al Congreso a dar cifras, estadísticas, números y diversa información sin ningún respaldo verídico, porque en caso de hacerlo, ahora sí podrían ser sancionados por faltar a la verdad”.

En caso de aprobarse la iniciativa, el diputado del PT, aseguró que Oaxaca será pionero en el diseño de nuevos mecanismos de rendición de cuentas, donde los informes de labores ahora serán analizados y sancionados por el Congreso, con efectos vinculantes y se deja atrás la etapa de lucimientos personales de los comparecientes.

El petista, desestimó revanchismo políticos y afirmó que se busca que las y los funcionarios comparecientes, se sujeten a informar la verdad, y se maximizan los principios de rendición de cuentas, transparencia y honestidad.

“Debemos avanzar hacía nuevos mecanismos de control político que fomenten la honestidad; por esa razón hago un llamado a la Comisión a la que será turnada la presente iniciativa, para que dictamine a la brevedad posible y someta a consideración del pleno su dictamen, y en caso de aprobarse, la reforma rija y ya esté vigente con efectos jurídicos para el tercer informe de gobierno”, justificó el polémico petista.

A la proximidad de la rendición del informe de labores del Gobernador del Estado, insistió que es necesario reflexionar sobre la vigencia del actual formato de dicho informe.

El formato establecido actualmente consiste en que, el gobernador, el día 15 de noviembre en sesión solemne, entrega por escrito ante el Congreso, un informe del estado que guarda la administración pública del Poder Ejecutivo.

Posteriormente, se programan las comparecencias de los titulares de los diversos sectores de la administración pública, para informar la circunstancias de cada una de las áreas correspondientes, existe un intercambio de cuestionamientos, preguntas y respuestas, así como de proyecciones de metas a cumplir.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.