Conflicto en Ecuador/Internet (Tele 13)

Notimex

GINEBRA. Una misión del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) visitará Ecuador del 20 de octubre al 8 de noviembre para investigar las denuncias de abusos cometidos en ese país durante las recientes protestas contra un paquete de reformas económicas.

Tres miembros del ACNUDH se reunirán con funcionarios gubernamentales, líderes indígenas, representantes de la sociedad civil y periodistas para recabar información sobre las circunstancias que generaron los hechos de violencia registrados en el país sudamericano desde el 3 de octubre.

La ONU ha pedido “a las autoridades conducir investigaciones rápidas, efectivas, transparentes, independientes e imparciales sobre todas las violaciones y abusos de los derechos humanos cometidos en el contexto de las protestas”, indicó Ravina Shamdasani, vocera del ACNUDH, entidad con sede en Ginebra, Suiza.

El equipo del ACNUDH, que visitará Ecuador por invitación del gobierno del presidente Lenín Moreno, ha recibido denuncias de violaciones a los derechos humanos por parte de las fuerzas de seguridad del Estado, así como reportes de delitos cometidos por civiles.

La entidad dirigida por la chilena Michelle Bachelet ha expresado además su preocupación por los detenidos en el marco de las recientes protestas en Ecuador, incluidos actores políticos y funcionarios electos, de acuerdo con el portal ONU Noticias.

“Hacemos un llamado a las autoridades para que garanticen el pleno respeto de las garantías del debido proceso y las inmunidades pertinentes”, sostuvo Shamdasani.

Asimismo, el ACNUDH reconoció la voluntad de las partes en conflicto para iniciar un diálogo e instó al gobierno ecuatoriano y a las organizaciones indígenas a que sigan trabajando para hacer frente a los desafíos en su país.

El pasado 2 de octubre, el presidente ecuatoriano anunció un paquete de reformas económicas que incluía la eliminación del subsidio a los combustibles, lo que generó una serie de protestas de transportistas y organizaciones indígenas y sindicales.

Las violentas manifestaciones, que llevaron incluso al gobierno a decretar un toque de queda para la capital ecuatoriana, concluyeron luego que el pasado lunes Moreno anunció la derogación del decreto 883, que contenía las reformas económicas pactadas con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.