Cada cinco minutos fallece un mexicano por problemas derivados de la pobreza

MVS

México, D.F., 28 de junio del 2014.- En la presentación de la revista Salud Pública de México dedicada a “La Seguridad Alimentaria en México”, se aclaró que “el factor que está siempre presente en la inseguridad alimentaria es la desigualdad”: si es un hogar indígena, de jefatura femenina, si hay niños o adultos mayores, los riesgos son dramáticamente superiores, precisó el Dr. Mario Luis Fuentes, titular del Centro de Estudios e Investigación en Desarrollo y Asistencia Social (CEIDAS, A.C.), quien alertó que “cada cinco minutos muere una persona en México por problemas derivados de la desigualdad, la exclusión y la inseguridad alimentaria”.

En México, “uno de cada tres hogares viven en situación de inseguridad alimentaria moderada o severa; están reduciendo el consumo, están reduciendo sus dietas, son hogares que están en un proceso de acentuar procesos de desnutrición u obesidad”, explicó el Dr. Fuentes. La inseguridad alimentaria es “factor de riesgo” en cuadros de diabetes (que cobra 70 mil vidas al año en nuestro país) y enfermedades del corazón (que causan 100 mil decesos anuales).

Al lado de la Secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, y los titulares de la FAO en México, Nuria Urquía, del Coneval, Gonzalo Hernández Licona, entre otros y frente al Dr. Mauricio Hernández, del Instituto Nacional de Salud, Mario Luis Fuentes resaltó que “el gran objetivo del Estado mexicano es garantizar el derecho a la alimentación y el gran instrumento es la seguridad alimentaria… el gran esfuerzo es reducir el hambre, pero esto no basta para reducir la inseguridad alimentaria”, y sentenció: “en nuestro país no se garantiza el derecho a la alimentación”.

Así, Fuentes exhortó a articular acciones integrales y estructurales con la convocatoria de todas las dimensiones de la política pública, desde la salud, la vivienda o la educación. “Los tres grandes propósitos del discurso oficial: combatir la pobreza, erradicar el hambre, erradicar la mala nutrición, requieren acciones complementarias y similares, pero con una diferenciación de cada objetivo y esto, concluyó el Dr. Fuentes, pone en el centro el tema del ingreso.”

El titular del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social,  Gonzalo Hernández Licona explicó a los presentes en Casa Lamm que “hay una estrecha relación entre la familia con carencia alimentaria y las familias con los menores ingresos, con una participación deficiente en el mercado de trabajo, con contratos inestables de trabajo, con condiciones precarias de materiales de vivienda, con jefatura femenina, con presencia de menores en los hogares, con hablantes de lengua indígena, con menores niveles de educación, con mayor dependencia económica de una sola persona” y, agregó, “la estabilidad del entorno de la familia y seguridad alimentaria: familias con empleos más estables, o con estabilidad de precios de los alimentos, se asocia con seguridad alimentaria”.

Tras señalar que la mesa de análisis cerró junio, mes de la Cruzada Nacional Contra el Hambre en este 2014, la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, comentó que la edición especial de la revista Salud Pública en México dedicada al tema de la seguridad alimentaria “será lectura obligatoria para todos los tomadores de decisiones que participan de la Cruzada” para “incidir en los objetivos que nos hemos planteado, como implementar un proceso de mejora continua de los programas a cargo del gobierno social”.

La funcionaria aseguró que el gobierno federal ha partido de una necesaria autocrítica, “ya que los niveles de la pobreza en 2012 casi se equiparan a los de 1992, lo que significa que algo no ha funcionado y el enorme gasto social del pasado no tuvo los resultados que se esperaban. Teníamos que hacer una revisión a fondo de la política social y garantizar el acceso a la alimentación; ello implicaba complejas reingenierías institucionales, romper paradigmas, superar obstáculos e inercias en medio de una enorme diversidad gubernativa y política”.

“El gobierno, aseguró Robles Berlanga, está encarando los retos con decisión, al impulsar una política social de nueva generación, basada en los derechos, en especial el derecho a la alimentación…  para avanzar en la seguridad alimentaria y nutricional de los mexicanos que más lo necesitan”, concluyó la titular de Sedesol.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.