Baja presión con 50% de desarrollo ciclónico

*Ocasionará potencial de lluvias intensas de 75 a 150 milímetros en Oaxaca

Comunicado

Oaxaca, Oax., 15 de septiembre de 2014.- El Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC) dio a conocer que en el Golfo de Tehuantepec, la zona de inestabilidad generada por una baja presión, muestra 50 % de probabilidad de desarrollo ciclónico en el pronóstico a 48 horas; se localizó a 520 km al sur de Huatulco, Oaxaca, con vientos sostenidos de 35 kilómetros por hora, rachas de 45 kilómetros por hora y movimiento lento al Oeste-Noroeste.

Aportará humedad hacia el Sureste del país, lo cual reforzará el potencial de precipitaciones intensas.

Mientras que la onda tropical número 30 se extiende sobre la Sonda de Campeche y el Sureste de México, en su avance hacia el Oeste ocasionará potencial de lluvias intensas de 75 a 150 milímetros en Chiapas y Oaxaca; muy fuertes de 50 a 75 milímetros en Guerrero, Veracruz, Tabasco, Campeche, fuertes de 25 a 50 milímetros en Yucatán y Quintana Roo.

La entrada de humedad proveniente del Golfo de México y del Océano Pacífico, provocará potencial de chubascos y lluvias fuertes de 25 a 50 milímetros  en Tamaulipas, Estado de México y Puebla, y lluvias de 0.1 a 25 milímetros en Hidalgo, Distrito Federal, Morelos y Tlaxcala.

En tanto, el huracán Odile, ahora como categoría II en la escala Saffir-Simpson, en tierra, a las 07:00 horas, tiempo del Centro del país, se ubicó a 40 kilómetros al Este-Noreste de Santa Fe, Baja California Sur, y a 60 kilómetros al Oeste de La Paz, Baja California Sur; registra vientos máximos sostenidos de 175 kilómetros por hora, rachas de hasta 195 kilómetros por hora y desplazamiento a 26 kilómetros por hora hacia el Nor-Noroeste.

De acuerdo con las previsiones actuales, durante las próximas horas el ciclón podría salir a aguas del Golfo de California.

Ante el pronóstico, el IEPC emite recomendaciones a la población en general: extremar precauciones ante lluvias muy fuertes e intensas por afectaciones en caminos y tramos carreteros; no conducir a exceso de velocidad en el asfalto mojado, durante y después de lluvias intensas;

Así como evitar cruzar arroyos a pie o en vehículos por el peligro de ser arrastrados; mantenerse atentas y atentos a los boletines que emite la CONAGUA a través del Instituto Estatal de Protección Civil, y seguir las indicaciones de autoridades municipales, Protección Civil de su localidad, Policía Federal y Estatal.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.