Vence hoy plazo de policías para regresar a sus labores

Jaime Guerrero

Oaxaca, Oax., 18 de septiembre del 2014.-  El secretario de Seguridad Pública de Oaxaca Alberto Esteva Salinas, emplazó (a partir de las 13:00 horas de este miércoles) a los policías en paro, a regresar a sus labores de seguridad en un lapso de 24 horas, de lo contrario, el siguiente paso es el despedido y las denuncias penales.

Al salir de un encuentro con el mandatario estatal, Gabino Cué Monteagudo, en el que mandos medios y superiores le refrendaron lealtad, aseguró que el paro de policía solo lo mantienen el 8.13 por ciento de los elementos, cerca de 600, según sus cifras.

Mientras que el 72 por ciento de la policía estatal operativa está laborando y está garantizada en todo el  estado.

Detalló que por la toma del cuartel, las operaciones de la policía estatal se están desarrollando en las oficinas alternas del C-4.

Para dar respuesta, se hace un diagnóstico desde las Secretarias de Administración, Finanzas y la Secretaria General de Gobierno para darle cause a las exigencias de los policías huelguistas.

Con molestia y soberbia, por las preguntas de las y los reporteros, Esteva Salinas, admitió que las demandas de los policías son legítimas y justas, sin embargo se atienden señaló.

Aun cuando evitó calificar a los policías huelguistas como como insubordinados, solo  que están confundidos y algunos cilindreados.

A su juicio los policías no pueden estar en paro de labores, porque sus funciones son primigenias para el estado mexicano, además de que debe de encausar sus demandas por los canales institucionales.

Advirtió entonces, que el primer paso es el exhorto para que en 24 horas (a partir de las 13:00 horas de este miércoles), regresen a laborar (a partir de las 13 horas de este jueves), toda vez que el siguiente paso serían los despidos y denuncias penales.

Argumentó que el cuartel de la policía es una instalación estratégica, donde hay mil 200 armas largas y 800 cortas, pese a que están resguardadas y selladas las instalaciones.

Empero, el titular de la SSP, no mantuvo el control emocional e irritado reprochó, sin dar nombres, que lo cuestionen por adquirir patrullas de color blanco y echar mano del color naranja en los uniformes y su campaña de valores.

Sin contenerse prosiguió en defensa de los colores de su campaña y arremetió:

“los colores no son de nadie. Qué quieren, joder, pues no van a salirse con la suya”, retó, visiblemente molesto.

Ya encarrilado, pidió a los medios a los reporteros no ser “agoreros del desastre”, y no propalar que intervendrá la Gendarmería de la Policía Federal, para desalojar a los policías que mantienen en su poder el cuartel de la SSP.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.