En Oaxaca, el 30%  de casos de duelo, persiste en negarlo

*La  negación de la partida de un ser querido se presenta en aproximadamente en un un 30% de casos.

*Entre 6 y 12 meses para superar un duelo, de lo contrario surge la depresión clínica que pudiera conducir a la persona al suicidio: especialista

Maira Ricárdez

Oaxaca, Oax., 16 de diciembre de 2014.- Especialistas establecen que alrededor de un 16% de las personas que sufren la pérdida de un ser querido presentan un cuadro depresivo durante el año inmediato al fallecimiento.

Cinco de cada cien personas que pierden a un ser querido presentan síntomas graves asociados a un trastorno denominado duelo patológico. Y es que la tristeza sentida a causa de la muerte tiene una fecha natural de caducidad: entre seis y doce meses. Si una persona continúa con el duelo después de este periodo, se denomina depresión clínica.

La muerte de un ser querido es más difícil de aceptar entre más sorpresiva sea, afirma la filósofa María del Carmen Linares.

En Oaxaca, los índices establecen que la negación de la partida de un ser querido se presenta en aproximadamente en un 30% de casos. En esta etapa se hace indispensable la ayuda profesional para evitar un cuadro de depresión más grave.

La recomendación inmediata para quien enfrenta una pérdida es buscar ayuda, o bien los seres más cercanos brindar acompañamiento, pues este tema suele derivar en depresión, la cual acarrea problemas en la vida cotidiana de la persona.

Lo inmediato es contener, señaló, muchas veces no hay necesidad de decir palabras, mucho menos discursos, con solo abrazos furtivos y miradas se puede transmitir esa paz que en ese desconsuelo se requiere.

La especialista, quien imparte pláticas periódicas en una funeraria en la colonia Reforma de esta ciudad, invitó a la población a acercarse este sábado, 20 de diciembre a las cinco de la tarde, para participar en la ponencia Etapas del Duelo, plática que se refiere no solo a la pérdida de un ser querido, sino cualquier tipo de duelo; un divorcio, un rompimiento, la crisis que precede al llamado “nido vacío”, pues toda crisis debe significa un crecimiento, concluyó.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.