Jornaleras y jornaleros de Oaxaca continúan encarcelados en BC

Patricia Briseño

OAXACA, Oax.- 20 de Un número indeterminado de jornaleras y jornaleros, de origen oaxaqueño,  trabajadores del Valle de San Quintín,  continúan encarcelados en los centros de reclusión de Baja California Norte mientras se determina su situación legal por su presunta participación en las protestas en demanda de mejores condiciones laborales, las que desbordaron en acontecimientos violentos y un enfrentamiento con elementos policiacos estatales.

El director del Instituto Oaxaqueño de Atención al Migrante,  Rufino Domínguez Santos reconoció que entre los detenidos están  decenas de indígenas triquis, mixtecos y zapotecos, de las regiones Mixteca y  Valles Centrales.

Según  el testimonio de los oaxaqueños –refirió- ayer continúo el clima  de tensión y hostilidad para la  comunidad migrante; se mantiene la  suspensión de labores en los campos agrícolas, y existe incertidumbre y miedo por una embestida policiaca. Además, añade, se mantiene la prohibición de salir de los domicilios después de las 22:00 horas; lo que la gente considera  un“toque de queda”.

Incluso, dirigentes de cámaras empresariales locales resguardan armados sus comercios, como refiere la Red Nacional de Defensa de los Derechos Humanos en una fotografía que instaló en su sitio de internet.

Un día después de la protesta que inició  las 03:00 horas del miércoles, y que a lo largo del día se desbordó en el bloqueo de la Carretera Transpeninsular donde fueron quemadas llantas a manera de barricadas, se incurrió en el saqueo de tiendas además de daños incuantificables en inmuebles y vehículos particulares y públicos, el titular del IOAM condenó las acciones represivas en contra de la comunidad migrante oaxaqueña.

De acuerdo con los líderes de organizaciones de oaxaqueños, radicados en la ciudad de Ensenada, la Confederación de  Trabajadores de México (CTM) y Revolucionaria de Obreros Mexicanos (CROM) infiltraron a personas  externas a la lucha campesina para causar destrozos y robar comercios, refirió Domínguez Santos.

El gobierno de Oaxaca, a través del IOAM, mantiene comunicación con la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas en Baja California para que asistir a quienes se les imputa el delito de ataques a las vías de comunicación, consignados a un juzgado penal en la ciudad de Ensenada.

“De hecho,  previo a las manifestaciones, los jornaleros ya habían presentado un pliego petitorio a las autoridades estatales y federales para que se resolviera su situación, sin embargo al no ser atendidas sus solicitudes, ejercieron su derecho humano a la protesta ante las condiciones infrahumanas en las que laboran unos 70 mil jornaleros entre niños, mujeres y hombres, de éstos 35 mil son originarios de Oaxaca”, explicó.

De su lado, el presidente de la Defensoría de Derechos Humanos, Arturo Peimbert Calvo también condenó las detenciones arbitrarias y el uso excesivo de la fuerza por medio de un operativo policiaco-militar contra niños, mujeres y hombres que participaron en las manifestaciones en el Valle de San Quintín,

A la vez que estableció comunicación con su similar de Baja California para manifestarle su preocupación por el consentimiento oficial, estatal y federal, de    legitimar y proteger una política-económica de explotación laboral y humana por parte de empresas de capital nacional y trasnacional.

 

LAS DEMANDAS DE LOS JORNALEROS 

 

– Que el salario de 110 pesos al día por una jornada de 12 horas, se incremente a por lo menos 300 pesos.

– Que la jornada laboral sea disminuida a las horas de Ley y no a las doce que trabajan actualmente.

– Que los jornaleros sean afiliados al Instituto Mexicano del Seguro Social, dado que no cuentan con prestaciones sociales de ningún tipo.

– Que les den vacaciones.

– Que se respete el séptimo día de descanso.

– Que las horas extra sean a voluntad y pagadas de manera adicional.

– Que acabe y se investigue el acoso sexual que se ha dado contra mujeres jornaleras de manera común.

– Diálogo de negociación que incluya a los jornaleros, los patrones y el Gobierno del Estado. Hasta la fecha a los trabajadores agrícolas no se les ha respondido ninguna de sus peticiones.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.