De andador turístico a sala lectura

Citlalli López / Foto: JLP

Oaxaca, Oax., 28 de abril de 2015.- Ante sus ojos infantiles, las letras del cuento fueron solo garabatos, pero en sus manos cobraron vida, para fomentar en las personas adultas el hábito de la lectura.

Así, escolares del Jardín de Niños María Robledo de Pérez Gasga convirtieron el andador turístico, la plazuela del Carmen Alto y el Jardín Labastida en una gran sala de lectura en voz alta que lleno como paisaje el camino de cantera, como un cielo despejado y cálido.

Con 160 niñas y niños de tres a seis años inundaron los espacios libres con personajes increíbles, históricos, míticos y protagonistas nacidos en este mismo instante, a partir de la interpretación de los dibujos en los libros.

Enormes letreros colocados a lo largo del andador turístico, desde Santo Domingo, hasta llegar a Independencia, anunciaron la actividad.

Cubiertos por gorras y en uniforme escolar, el batallón de niños y niñas se desplegaron animadamente, para cumplir con la misión de enseñar a las personas adultas el amor por la lectura.

El paso del transeúnte era atajado, para encontrarse por dos o tres minutos, con una voz delgada, pícara, vivaz, llena de energía, con historias que están escritas.

Matilde Hilda Caballero, directora de este jardín de niños, ubicado en el Centro Histórico de la ciudad, explicó que la actividad se desarrolla en la cercanía del ‘Día del Niño’, con la finalidad de fortalecer el fomento a la lectura desde la infancia a las personas adultas.

La actividad fue desarrollada desde las 9 de la mañana y culminó a las 12 del día. Durante la jornada, decenas de personas disfrutaron de la imaginación y creatividad infantil.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.