Exige Benjamin Robles garantías para personas ahorradoras defraudadas

* Fraude de cajas de ahorro podría alcanzar los 25 mmdp

Comunicado

México. 25 de mayo de 2015.- Una partida especial  y seguridad jurídica de recursos federales en favor de  las personas defraudadas por cajas de ahorro, exigió el senador oaxaqueño Benjamín Robles Montoya, luego dar a conocer que el fraude de las cajas de ahorro podría alcanzar los 25 mil millones de pesos.

Ante representantes de diversas cooperativas de ahorro y defraudados provenientes de varias entidades del país, asentó:

“Hoy es imposible conocer el número de personas ahorradoras defraudadas que existen en todo el país, no hay forma, porque la Comisión Nacional Bancaria y de Valores no cuenta con un censo confiable, no sabe lo que está pasando,  pero existe la presunción de que lo robado, porque no hay otra forma de describirlo, lo que le han robado a gente como ustedes, asciende, a lo largo del tiempo, en 25 mil millones de pesos, producto del esfuerzo de ustedes”.

Precisó que tan sólo en Oaxaca se calcula que hay más de 40 mil ahorradores defraudados por cerca de 4 mil millones de pesos.

Por lo que, sostuvo que todas las personas ahorradoras defraudadas por cajas de ahorro deben ser tratadas del mismo modo y no hacer una diferenciación con lgs defraudadas por Ficrea, a quien el Gobierno federal, a cinco meses de denunciado el fraude, ya pretende pagarles al 100 % y las y los defraudados de las cajas de ahorro que sigan en espera después de varios años de lucha, lo cual no es justo.

En el marco del tercer Foro: Hacia un marco legislativo que garantice la restitución de daño y la seguridad del ahorro y la inversión popular, también pidió  que se haga una diferenciación dentro del sistema financiero nacional entre las cajas de ahorro y las cooperativas para evitar la desaparición de estas organizaciones, que es la única manera que tiene el sector rural de acceder al ahorro y préstamo.

Robles Montoya consideró que la reforma al artículo 8 de la Ley del Fipago en 2014 fue un logro para incluir a los ahorradores defraudados hasta 2009 en el fideicomiso de rescate, porque  representó una luz de esperanza que con las reglas del Fipago, que si bien es cierto que no pueden recuperar al 100 por ciento de sus ahorros, por lo menos les permitía recuperar algo.

El legislador aseveró que el PRD está interesado en seguir promoviendo las cooperativas y las cajas de ahorro regularizadas como una fuente para que los habitantes de municipios donde no existen sucursales bancarias puedan acceder a créditos y salvaguardar sus recursos.

Aunque advirtió que con la nueva Ley de Ahorro y Crédito Popular, el gobierno federal fue más allá de un presunto rescate para los ahorradores de Ficrea, al plantear un cambio total del sistema financiero y la desaparición de las cooperativas.

Por ello, se comprometió a plantear una propuesta con la idea fundamental de separar el tema de los ahorradores defraudados del tema de las de cooperativas y sociedades financieras comunitarias, así como de revisar las condiciones en que se les va pagar a algunos para que en esas mismas condiciones se les pague a los demás.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.