Ciudadanía asegura que salario mínimo es una vergüenza

Redacción

Oaxaca, Oax. 29 de septiembre de 2015. Ciudadanos y ciudadanas de a pie calificaron como una vergüenza el anuncio hecho por las autoridades federales sobre la homologación el salario mínimo en 70.10 pesos en todo el país.

Empleados, comerciantes y profesionistas, destacaron que con este salario apenas alcanza para el transporte, incluso mencionaron que además de subir el salario, también se debe buscar la forma de reducir el precio de los productos.

Es una vergüenza porque quien sobrevive con eso, no alcanza para nada, yo creo que para los pasajes, al día gasto como 11 pesos en transporte, pero aparte la comida, con 70 no haces nada”, refirió que Gabriela Ortiz, empleada de una tienda de conveniencia.

Es un dineral, yo me gasto simplemente 40 pesos de pasaje del diario, 70 pesos para qué”, dijo Pedro Orozco, comerciante.

Dos pesos de qué te sirven, con eso no vas a poder comprar más pollo ni vas a poder comprar más carne o la leche, deberían de aumentar y que bajen los precios de las cosas, manifestó Rubén Sánchez, programador de profesión.

Un aumento siempre es positivo, lástima que fue tan poco el rango que se venía manejando a lo que ahora se va a pagar como salario, realmente es poco para una familia, por ejemplo como yo que tengo gastar en tortillas, arroz, frijol, con 70 pesos no alcanza, puntualizó Susana Velázquez, diseñadora gráfica.

En tanto, especialistas en economía señalaron que la homologación del salario mínimo sólo representa el inició de lo que podría ser la recuperación del poder adquisitivo, el cual registró una caída del 25 por ciento en los últimos 20 años y destacaron que hoy una persona tendría que ganar tres salarios mínimos para comprar una canasta básica de hace 40 años.

Leticia Armenta, directora de Análisis Económico del Tecnológico de Monterrey, campus Ciudad de México, sostuvo que el salario actual está propiciando que se incremente el nivel de subocupación, el cual, según datos del INEGI, se ubicó en 8 por ciento.

“Lo que está ocurriendo en términos efectivos en la sociedad, en la calle, es que las personas están buscando otras fuentes de ingreso, más allá del ingreso que tienen de manera formal en sus empleos, finalmente, el salario mínimo es un indicador, pero las personas, muchas de ellas no viven son ese salario”.

En su oportunidad, José Luis de la Cruz Gallegos, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico, destacó la necesidad de fortalecer las finanzas de las empresas medianas y pequeñas, ya que éstas emplean al 95 por ciento de los trabajadores y por consiguiente podrían resentir un impacto negativo con la homologación del salario.

Cruz Gallegos puntualizó que actualmente cerca de 6 millones de personas en México perciben un salario mínimo, quienes difícilmente podrán salir de la pobreza con ese ingreso. (Con información de MVS).

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.