Exhorta ISSSTE a pacientes con artritis a evitar terapias ‘milagro’

Redacción

Oaxaca, Oax., 12 de octubre de 2015.- La jefa del Servicio de Reumatología del Centro Médico Nacional 20 de Noviembre, Fedra Irazoque Palazuelos, alertó a las personas que padecen artritis no utilizar productos o terapias “milagro”, ya que estos ocasionan un retraso en el inicio del procedimiento médico especializado.

En el marco del Día Mundial de la Artritis que se conmemora el 12 de octubre, señaló que recibir tratamiento dentro de los primeros seis meses de iniciada la sintomatología en pacientes con artritis reumatoide, se puede lograr hasta 80 por ciento la remisión de la enfermedad.

Ello, abundó la especialista del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), significa evitar daño estructural en las articulaciones y mantener libre a los pacientes de signos y síntomas.

De acuerdo un comunicado, señaló que por el contrario, cuando el tratamiento se inicia en fases avanzadas aumenta el riesgo de secuelas de deformidades y discapacidad.

La especialista detalló que se trata de un tratamiento crónico, auto inmune, sistémico, inflamatorio y potencialmente incapacitante para el que no existe cura, pero sí tratamientos farmacológicos que iniciados en fase temprana pueden mejorar el pronóstico y la calidad de vida de los pacientes.

En ese sentido, manifestó la institución cuenta con métodos sintéticos y biológicos, donde los primeros se utilizan para la mayor parte de los pacientes.

Los segundos, abundó, se aplican en casi 30 por ciento, quienes son los que presentan factores de mal pronóstico y en aquellos en los que la ingeniería molecular logran una respuesta terapéutica más eficiente.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) la enfermedad afecta entre uno y 1.5 por ciento de la población mundial, mientras que en México, diversos estudios locales refieren que ésta se presenta con una frecuencia de entre 0.5 y dos por ciento.

Entre los síntomas de esta enfermedad destacan su presencia en articulaciones pequeñas y medianas como manos, muñecas, codos, rodillas, tobillos y hombros, que ocasiona inflación y dolor.

También se puede presentar entumecimiento y rigidez articular por las mañanas que dura unas horas y afecta la movilidad, además de malestar generalizado y fatiga.

Irazoque Palazuelos recomendó a los médicos de primer contacto, además de considerar la sintomatología y características en el cuadro clínico, diferenciar el dolor inflamatorio del dolor mecánico y, en su caso, referir al paciente con un especialista para confirmar o descartar el diagnóstico.

Finalmente, añadió, la institución refrendó sus compromiso en la atención de estos pacientes y para promover entre sus derechohabientes la detección y control oportuno.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.