Tanguyu, la muñeca de año nuevo

Patricia  Briseño

Tehuantepec, Oax.-03 de enero de 2016. En la época en que no existían las muñecas sofisticadas, las niñas zapoteca de Santo Domingo Tehuantepec, en el Istmo,al empezar el año, recibían un regalo muy especial, una pequeña muñeca de barro decorado de colores vivos, llamada Tanguyú.

El juguete de barro fue elaborado por las alfareras del Barrio de Bixana, donde sigue la tradición de entregar la pieza  en las fiestas para que las mujeres bailen el son de Tanguyú.

Según cuenta la tradición oral zapoteca, Tanguyú, es la representación de la diosa del amanecer que un día apareció en Tehuantepec, pero al ver el desorden causado por su efímera visita, decidió irse desilusionada, por lo que el primer día del año, el pueblo zapoteca espera su regreso.

El cronista de Tehuantepec, Mario Mecott Francisco comenta que en la mitad del siglo pasado, las alfareras ofrecían sus muñecas de barro , exclusivamente, el uno de Enero. La muñequita decorada con colores vivos era una pieza apreciada, pero efímera.

“Eran juguetes efímeros de la niñez zaa de Tehuantepec y San Blas Atempa.

A la par, también vendían un muñeco ( semejante a un campesino) montado de un caballo.

Precisa que en un principio, a la muñequita se le llamó, basayú, y al muñeco, tanguyú.

Sin embargo, en algún momento de la historia del juguete de barro, a la muñequita se le empezó a nombrar como tanguyú; sin que esto cause molestia.

La confusión ocurrió entre 1950-1960, cuando personas externas empezaron a escribir la historia de la región, pero con poco rigor científico”, refiere Mecott.

DATO

310384_2640457650697_1920600880_nEn homenaje a las alfareras del barro colorado de Bixana, Margarito M.Guzmán y Carlos Iribarren Sierra, compusieron la letra y música de del son Tanguyú, inaugurado el 10 de diciembre de 1962.

Más tarde fue traducido del idioma zapoteco al español, por Nicolás Vichido Rito, con música interpretada por la Banda Regional “Princesa Donashii”

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.