Ningún bebé es más que otro por su nacionalidad: reportera de Al Jazeera

Patricia Briseño

Oaxaca, Oax. 02 de febrero de 2016.- La fotografía del cuerpo inerme de Marcos, un bebé de nueve meses de edad, alcanzado por los impactos de arma de fuego, cuando sus padres fueron atacaron a balazos afuera de un minisúper en el centro de Pinotepa Nacional, en la región de la Costa, provocó la condena unánime de miles personas, usarías de las diferentes plataformas sociales, en México y el mundo.

 La noche del viernes, 29 de enero, la imagen del bebé en medio de sus padres, boca abajo y sin vida, pagando culpas ajenas, llevó a compararla con  lo ocurrido en Siria,  en enero de 2015, cuando el cuerpo de Aylan Kurdi,  de tres años, apareció luego de que naufragó en la ruta por mar a Grecia ; exponiendo la crisis migrante en Siria al resto del mundo.

 En entrevista con la reportera Allie Jaynes, de la agencia árabe  ‘Al Jazeera”, opinó que en ambos casos se evidencia que los niños, son los más vulnerables en cualquier parte del mundo sufriendo por viejos conflictos, a los cuales, aparentemente, “ ya nos habíamos acostumbrado”.

El acontecimiento sangriento ocurrido en Pinotepa, después del crimen de Marcos, captó de la atención de la prensa nacional  e internacional y enterarse de la violencia e inseguridad en la costa chica oaxaqueña, de ahí el interés de la periodista.

 “Ningún bebe es más que el otro por su nacionalidad, ambas son pérdidas invaluables, son vidas perdidas por circunstancias absurdas”, expresó a este medio, a través de la red social Skype, desde Calgary, Canadá.

 “Que importa el color de la bandera de cada pequeño, si al final no hacemos nada para cambiar la historia”; concluyó

 

 

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.