Adolescentes enfrentan barreras para métodos anticonceptivos

Jóvenes en Oaxaca/Foto: JLP

Nuvia Mandarín

OAXACA, Oax. Los embarazos en adolescentes de entre 15 y 19 años en Oaxaca aumentaron del 70 al 77.2 por ciento de 2009 al 2014, situación alarmante al ocupar México el primer país en embarazos de este tipo, de acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, señaló Valentina Jaso, integrante de la Red Católica por el Derechos a Decidir.

La activista indicó que las adolescentes en la entidad enfrentan serias complicaciones para poder acceder a métodos anticonceptivos, además de no contar con información sobre cómo prevenir embarazos y enfermedades de transmisión sexual, lo que recae en que ejercer su sexualidad sea considerado en muchas comunidades como un prejuicio.

En la presentación del boletín “Tú decides” sobre la Pastilla de Emergencia, una revista sobre el funcionamiento de esta píldora que será distribuida en comunidades de Oaxaca, Jaso dijo que este método para prevenir un embarazo no planeado se incorporó desde 2004 al cuadro básico de medicamentos, de acuerdo con la Norma Oficial Mexicana de los Servicios de Planificación Familiar 005, lo que significa que se podría acceder a ella de manera gratuita en los centros de salud.

Sin embargo, expuso, lo anterior no siempre es posible, ya existe falta de abastecimiento de la PAE en las clínicas del sector salud, además de los señalamientos de quienes ahí laboran sobre que las mujeres no cuentan con la edad suficiente para acceder a ella, aunado al desconocimiento sobre la situación de cada adolescente.

Refirió que otra de las barreras más graves es que en un país considerado como Estado laico, los grupos conservadores, específicamente la jerarquía católica, se entrometen en cómo debe ser la educación sexual e impongan ideas, además de emitir juicios sobre quienes deciden tener una vida sexual activa desde temprana edad.

Por su parte Minerva Santamaría Hernández, presidenta nacional de la Católicas, señaló que este tipo de estrategias no avanzarán sin una integración integral de la sexualidad que contemple a los gobiernos e instituciones educativas, con información que permita a cada quien decidir sobre cómo llevar su vida sexual, pero con conocimiento de los riesgos que se corren si no se utiliza protección.

“Sabemos que el inicio de la vida sexual de los jóvenes y el acceso a métodos anticonceptivos se enmarca en un contexto de dudas, miedos, desinformación, enseñanzas diferenciadas para mujeres y hombres, situaciones que colocan en vulnerabilidad el ejercicio de la sexualidad en adolescentes y jóvenes”.

Santamaría apuntó que esta organización hace solo una contribución, sin embargo al Estado también le toca brindar el acceso a los métodos anticonceptivos, difusión y disponibilidad de la pastilla de emergencia.

“La juventud compra la pastilla en las farmacias y no saben que es gratuita en los centros de salud, hacen un uso indiscriminado de ella”.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.