Pide Congreso a gobiernos acciones para enfrentar gasolinazo

Foto: @Congreso_Oax

Jaime Guerrero

OAXACA, OAX. En medio de reproches por la autoría del llamado Gasolinazo que implementó el gobierno federal, la Sexagésima Tercera Legislatura aprobó un punto de acuerdo en el que piden estrategias al gobierno federal y estatal, ante el incremento de los precios de los combustibles en el país, el cual ha generado aumentos a los productos básicos y movilizaciones en varias entidades, entre ellas Oaxaca.

De urgente y obvia resolución,  los diputados del PRD, Morena, PT, PAN, Unidad Popular e incluso el PRI, acordaron solicitar al Congreso de la Unión contemple modificaciones al marco jurídico federal para revisar el alza de los precios de las gasolinas y el diésel.

Exhortaron también al gobernador Alejandro Murat para que en la próxima reunión de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago), exija al gobierno federal mecanismos de apoyo para Oaxaca.

De igual forma, demandaron que por conducto de la Secretaría de Vialidad y Transporte (Sevitra), vigile, impida y sancione cualquier incremento o modificación unilateral a las tarifas vigentes del servicio de transporte, además de que se abstenga de autorizar cualquier tipo de alza al costo del pasaje.

Mientras que al titular de la Secretaría de Hacienda del gobierno federal, José Antonio Mead le piden  informe de manera pormenorizada los recursos, planes y programas previstos para el estado de Oaxaca, con el propósito de atender los efectos derivados del alza a las gasolinas y el diésel.

Debido a que Oaxaca es uno de los estados más pobres y con mayor impacto.

Al titular de la Procuraduría Federal del Consumidor supervisar los establecimientos comerciales para evitar el incremento desmesurado en el costo de los productos que conforman la canasta básica.

Dicho tema generó un amplio debate y prolongado debate entre los integrantes de las diversas fracciones parlamentarias en el Congreso del estado.

Al fijar posicionamiento en defensa de los precios diferenciados de los combustibles que implementó el gobierno de Enrique Peña Nieto, la diputada del Verde Ecologista, Nallely Hernández García justificó que se han comprometido inversiones por dos mil millones de dólares en transporte y almacenamiento y se esperan al menos 12 mil millones de dólares adicionales para el expendio al público de combustibles.

El coordinador de la bancada del PT, Jesús Romero López calificó el aumento diferenciado de los precios de las gasolinas como negativa porque todos los mexicanos se verán afectados por los precios disparados en el servicio de transporte, canasta básica, tortilla, pan, azúcar, entre otros.

Destacó entonces, que a través del exhorto que propone la Junta de Coordinación se pueden crear estrategias en defensa de los oaxaqueños.

De su lado, el diputado del PRD y coordinador de la bancada, Carol Antonio Altamirano aseguró que el nuevo incremento voraz en el precio de los combustibles representa una ofensa al pueblo de México.

En su posicionamiento, el coordinador de la bancada del PAN, Juan Mendoza Reyes explicó que el problema es la reforma fiscal y en especial el denominado Impuesto Especial sobre Producción y Servicios mejor conocido como IEPS.

Ese impuesto es de tipo Indirecto, y esto significa que no lo pagan los propietarios de las gasolineras sino los consumidores.

En tanto, el coordinador de la bancada del Partido Morena desairó y minimizó el punto de acuerdo propuesto por la Junta de Coordinación Política que irónicamente el integra, porque dijo: “Son notas de unos días y no se traducen en mejores condiciones vida cotidiana de los mexicanos y oaxaqueños”.

Mesurado, el diputado del PRI, Luis Antonio Ramírez Pineda lamentó que Morena, desvíe el debate porque el tema del gasolinazo no es de la reforma energética, obedece a la reforma fiscal en el cual el Gobierno Federal, no puede seguir sosteniendo un subsidio de más de 200 mil millones de pesos para un porcentaje menor de la población que tiene vehículos.

Argumentó que el aumento, se dio porque desafortunadamente, México a lo largo del tiempo no tuvo recursos para invertir en refinerías, en Pemex y esos recursos fueron utilizados para otros rubros.

Refirió que diputados de Morena presentan iniciativas para dar pensiones alimenticias a adultos mayores y atención a municipios pobres, sin embargo “no se sabe cómo se va a ayudar si no hay dinero”.

Ramírez Pineda, admitió que en Oaxaca se tiene que cuidar el ejercicio del gasto público y para ello, es necesario que el Congreso de la Unión defina quién será el representante del Sistema Nacional Anticorrupción.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.