*El paso de la tormenta Beatriz dejó pérdida de ganado y cultivos

Maira Ricárdez

OAXACA, Oax. Las lluvias intensas que se registran en el estado de Oaxaca desde hace 10 días representan tanto una oportunidad como una precaución, reconoció el sector ganadero de la región del Istmo de Tehuantepec.

La situación pasó de sequía grave a tempestad, y desde la semana pasada por el paso de la tormenta Beatriz, se dieron los primeros reportes de ganado perdido, que fue arrastrado por la corriente, así como de cultivos inundados.

El presidente de la Asociación Ganadera, Jorge López Guerra, informó que ya se realiza un censo para solicitar el pago de seguro de gastos catastróficos.

“Los cultivos están entre lo más afectado, sobre todo aquellos sembrados en las colindancias de ríos; la Confederación realiza actualmente un censo de afectaciones”, dijo el representante.

López Guerra pidió a los agricultores y ganaderos de las regiones del Istmo y de la Costa acercarse a sus delegaciones para poder gestionar el apoyo.

Señaló que con el exceso de lluvias surgen también plagas que afectan al ganado o ejemplares que se quedan atrancados en lodo, “los primeros problemas surgen en las pezuñas y de ahí infecciones que merman o pueden llevar a la pérdida del animal”.

En estos días –dijo- entre los reportes más frecuentes está la muerte de becerros debido a la persistencia de fuertes lluvias que dañan a los organismos más débiles, como las crías de vacas.

El seguro catastrófico abarca lo referente a pérdida de cabezas de ganado o ejemplares, así como afectaciones de hasta 250 mil pesos por pérdida de galeras, potreros, corrales y pozos.

Finalmente indicó que para realizar reportes a la Unión Ganadera desde el Istmo y la Costa se pueden comunicar al número 971 711 37 63, mientras que el número telefónico del presidente es el 045 971 117 46 59.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.