Protesta en Ciudad Administrativa, ubicada en Tlalixtac de Cabrera/Foto: Jorge Luis Plata
Citlalli López

OAXACA, Oax. Casi el 40 por ciento de los días laborales del 1 de enero al 31 de julio de este año fueron improductivos en las oficinas gubernamentales. Entre retiros, desalojos y suspensiones derivadas de las constantes tomas y bloqueos a ciudades Administrativa, Judicial y al Palacio de Gobierno, 57 de los 148 días de trabajo se perdieron o se trabajaron a medias.

De acuerdo con cifras internas del Sindicato de Trabajadores de los Poderes del Estado e Instituciones Descentralizadas de Carácter Estatal de Oaxaca (STPEIDCEO), en este año han ocurrido 29 retiros de oficinas por amenaza de bloqueo, 19 desalojos por la presencia de manifestantes y 12 días de suspensión de actividades, al considerar que no hay condiciones de seguridad para la base trabajadora.

El recuento del sindicato precisa que Ciudad Administrativa, establecida en Tlalixtac de Cabrera, es el complejo de gobierno más afectado por la constante presencia de manifestantes. En lo que va del año suman 18 retiros, 13 desalojos y siete días no laborados.

En el caso de Ciudad Judicial, ubicada en Reyes Mantecón, se han presentado cinco retiros, 6 desalojos y 2 días de labores suspendidas; mientras que en lo que respecta a Palacio de Gobierno, fueron dos días de suspensión de labores.

Tan sólo en la semana que concluye se registraron protestas en ciudades Administrativa y Judicial durante dos días consecutivos, situación que llevó a acordar con la Secretaría de Administración un protocolo de evacuación del personal sindicalizado cuando se note la presencia de grupos manifestantes.

El 2 de mayo un grupo de manifestantes pertenecientes al Consejo Indígena Popular de Oaxaca Ricardo Flores Magón (CIPO–RFM), agredieron físicamente a trabajadores de base quienes querían salir del complejo.

Lo mismo ocurrió el 4 de junio, cuando habitantes de San Dionisio Ocotepec, impidieron la salida de los trabajadores en Ciudad Administrativa.

Un hecho que fue aún más violento, se registró el 22 de noviembre de 2016 integrantes de la CTM encabezados por René Hernández, delegado estatal de la organización, destruyeron cinco vehículos particulares que se encontraban en un estacionamiento particular en inmediaciones de Ciudad Administrativa y se robaron dos bicicletas.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.