Foto: ilustración
Citlalli López

OAXACA, Oax. Las mujeres con hijos perciben menos ingresos que las mujeres que no los tienen. Aunque llegan a trabajar el mismo número de horas, las que son madres dedican mayor cantidad a labores que no son remuneradas.

La idea de que la misión en la vida de las mujeres es ser madre, las coloca en el rol de las labores domésticas y el cuidado de los hijos por, sobre todo, incluso eximiendo de su responsabilidad a su pareja.

María Eugenia Mata, integrante de Iniciativas para el Desarrollo de la Mujer Oaxaqueña, AC, señala que en esta idea subsiste la concepción cultural de que la maternidad es el estado más maravilloso para las mujeres y por tanto les toca a las mujeres seguir con ese rol.

En este ámbito -expuso- hay corresponsabilidad del Estado, porque carece de un marco jurídico legal y políticas públicas que fortalezcan a las mujeres para enfrentar su maternidad en condiciones de igualdad.

De acuerdo a datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) basados en la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) del 2016, una de cada dos mujeres, es decir 51.3 por ciento de las madres ocupadas tiene ingresos de hasta dos salarios mínimos.

Esta situación se presenta para 41.6 por ciento de las mujeres que aún no son madres, el resto percibe salarios más altos.

La especialista en temas de género señaló que hay mayor vulnerabilidad en el 30 por ciento de madres que son jefas de familia.

El 63.7 por ciento de las mujeres ocupadas y con hijos son trabajadoras subordinadas y remuneradas, 26.6 por ciento trabaja por cuenta propia y 7 por ciento son mujeres ocupadas que no reciben remuneración por su trabajo, solo el 2.7 por ciento de las mujeres que son madres y están ocupadas son empleadoras.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.