Notimex

BUENOS AIRES. El directorio de Télam, la agencia estatal de noticias de Argentina, despidió hoy a 354 trabajadores de prensa y desató un grave conflicto sindical en medio de la creciente precarización que enfrenta el periodismo de este país.

Esta mañana, los trabajadores comenzaron a recibir los telegramas que confirmaban el fin de su relación laboral, y horas después el titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi, confirmó que serían 354 los afectados.

La agencia justificó los despidos masivos en un comunicado en el que culpó a los pasados gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner (2003-2015) de utilizar este medio de comunicación para hacer propaganda y no periodismo.

Explicó que en 2003, cuando comenzó a gobernar el kirchnerismo, la agencia tenía 479 trabajadores, pero en 2015 la plantilla ya había ascendido a 926, muchos de los cuales no contaban con formación ni experiencia periodística.

“Confundieron periodismo con propaganda partidaria. El abuso sistemático fue tal que en aquellos años incluso se utilizó el reparto de la pauta publicitaria de forma arbitraria y abusiva, confundiendo la labor periodística con las campañas políticas y manchando a la Agencia con casos de corrupción”, afirmaron.

Cuando Mauricio Macri asumió la presidencia, dijeron, “nos encontramos con una Agencia en una situación económica y financiera compleja y delicada. Sobredimensionada en cantidad de gente, desarticulada desde lo administrativo y muy desprestigiada en lo periodístico”.

Lombardi, por su parte, celebró los despidos al asegurar que en Télam, durante la administración anterior, “la propaganda se enmascaró detrás del periodismo. La información tendenciosa y las operaciones sucias fueron la tónica de la época. Los lobos se disfrazaron de corderos”.

El crecimiento de empleados durante los 12 años que gobernó el kirchnerismo, afirmó, sólo tuvo el objetico de “satisfacer las necesidades de adoctrinamiento de un gobierno y la sujeción a su poder”.

Con los despidos masivos, consideró, “hoy ganó el periodismo y ganaron los ciudadanos. Los ciudadanos porque recibirán de la Agencia Télam información objetiva, veraz e independiente. El periodismo porque podrá desplegar, sin presiones ni chantajes, su noble oficio”.

Los trabajadores respondieron con una asamblea urgente en la que decidieron hacer paro de actividades y tomar de manera pacífica los dos edificios de la agencia.

Además, denunciaron que estos despidos responden a la política de vaciamiento de los medios públicos llevada a cabo por el gobierno y para disciplinar cualquier posición crítica.

El conflicto entre la empresa y los trabajadores continuará en los próximos días, en un escenario en el que más de tres mil trabajadores de prensa han sido despedidos en medios de todo el país en los dos años y medio del gobierno macrista.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.