Citlalli López

OAXACA, Oax. Los delitos sexuales cometidos en contra de niñas y adolescentes en Oaxaca son resueltos con uniones forzadas.

Personal médico de las instancias de salud pública, revelaron que estos pactos los llevan a cabo las familias y no pasan por una denuncia formal ante la fiscalía porque no lo observan como un delito.

“Los vemos frecuentemente en las comunidades cuando nos llegan niñas embarazadas ya dentro de la familia de su agresor”, indicó una médica bajo el anonimato.

De acuerdo con las experiencias del personal médico, estas situaciones no son exclusivas de comunidades alejadas, pues se sabe de casos ocurridos en el distrito de Etla en donde las niñas embarazadas pasan a la tutela del agresor y su familia.

Los casos no son denunciados por el personal médico porque no hay un protocolo de actuación establecido, pero además porque los mismos médicos normalizaron estas costumbres.

La complicidad de  la ‘suegra’

Cuando las pacientes llegan a la consulta médica lo hacen en compañía de la ‘suegra’ y es ella quien responde y decide sobre la salud de la menor de edad. Ella es quien sabe todos los datos, incluso los métodos anticonceptivos que utilizaran las adolescentes después de parir.

En estos hechos -expuso- hay uniones entre menores de edad pero también de niñas y adolescentes con mayores de edad.

La abogada y especialista en el tema, Esmeralda Lecxiur, señaló que aquellas prácticas constituye un acto de violencia sexual y en consecuencia son un delito aun cuando haya existido consentimiento de la niña o adolescente. “Es muestra de la tolerancia a los delitos en México”.

Cualquier relación sexual que sea impuesta o no, incluso con consentimiento de la menor de edad es un delito sexual, sostuvo.

Incluso en el caso de las relaciones sexuales de niñas y adolescentes con hombres de su misma edad, existe delito y es tipificado como  estupro. “Siempre va a ser un delito, la diferencia es que en algunos casos es grave y en otro no lo es”.

De acuerdo con las cifras oficiales, de enero a abril de 2018 se cometieron 397 delitos contra la libertad y la seguridad sexual: abuso sexual, acoso sexual, hostigamiento sexual, violación simple, violación equiparada e incesto.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.