MVS

CIUDAD DE MÉXICO. Al grito de “la reforma ya cayó y Elba Esther ya regresó”, medio millar de profesores de todo el país, respaldaron la reunión de la dirigencia nacional de Maestros por México (MxM), que fue recibida por el presidente electo Andrés Manuel López Obrador en sus oficinas de la Roma.

La organización integrada por aliados de la maestra Elba Esther Gordillo, como los ex dirigentes Tomás Vázquez Vigil y Rafael Ochoa Guzmán, entre otros, notificaron a López Obrador, que este grupo de más de 250 mil maestros “desconocemos a la dirigencia encabezada por Alfonso Cepeda Salas”, secretario general del Comité Ejecutivo Nacional del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Dominga Escobar Luis, representante de Maestros por México en Oaxaca, detalló que “el planeamiento que se puso sobre la mesa “es que se realice un congreso en enero para la elección de nuestra dirigencia a través del voto libre de todos los maestros”.

Con López Obrador los integrantes de Maestros por México acordaron “arribar a la democratización del SNTE y buscar una educación de excelencia. Sobre el primer punto, desconocemos a Alfonso Cepeda Salas, como dirigente nacional del SNTE, y exigimos un proceso de elección en enero bajo el voto universal, directo y secreto con una representación plural”, enfatizó Escobar Luis.

En fugaz entrevista, el próximo secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, manifestó que López Obrador “se está reuniendo con todos los grupos, fuerzas del sector educativo. Lo hizo con la CNTE (Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación) lo va a hacer con el SNTE (Sindicato Nacional de los Trabajadores de la Educación) y ahora lo hizo con Maestros por México”.

“Debe de haber democracia en los sindicatos, debe de haber apertura en el gobierno federal para tener comunicación con todos.

Moctezuma Barragán señaló que “la idea central sigue siendo la misma, un sindicato democrático que tenga como base una elección universal, secreta. Para que se pueda ir pensando en un sindicalismo al servicio del gremio pero que no responda a situaciones clientelares o decisiones políticas de Estado sino fundamentalmente a las necesidades de sus propios gremios”.

“El gobierno de la República respetará autonomía y la libertad de los sindicatos pero la exigencia es que tengan siempre u a procedencia democrática con base en elecciones democráticas con base en elecciones universales y secretas”.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.