El camino hacia las comunicaciones de vehículo hacia todo, o V2X, se ha prolongado durante décadas.

MVS

CALIFORNIA. Una de las más importantes visiones idílicas y utópicas de un futuro para el transporte ha sido la comunicación de vehículo a todo lo demás. Esta tecnología, conocida en inglés como V2X, permitiría que los autos se comuniquen no sólo entre sí, sino con todo lo que los rodea, ayudando a evitar colisiones y congestiones de manera automática. El problema es que para que esto funcione, todos los autos realmente necesitan hablar el mismo idioma, y el desarrollo de esos estándares en toda la industria se ha prolongado durante décadas.

En la feria de electrónica CES 2019 en Las Vegas, Ford anunció que se está moviendo a su manera. Después de hacer una demostración con Qualcomm a principios de 2018, Ford comenzará a implementar comunicaciones V2X en todos sus nuevos autos a partir de 2022.

Ford está llamando a esto C-V2X, y esa “C” es un diferenciador muy importante. Significa “celular”, lo que apunta a que esta tecnología se está construyendo en la parte posterior de las redes móviles existentes que alimentan nuestros teléfonos celulares. En realidad, este fue un gran punto de apoyo para la adopción de V2X en toda la industria, ya que gran parte del trabajo original estaba desarrollando un estándar inalámbrico propio llamado comunicaciones dedicadas de corto alcance, o DSRC por sus siglas en inglés.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.