Citlalli López

OAXACA, Oax. La corrupción en la aplicación de recursos para el combate a la pobreza, la dependencia de las familias sobre apoyos dirigidos a la niñez y crisis recurrentes son algunas de las causas que incidieron en el incremento de la pobreza en Oaxaca durante la ultima década, señaló la maestra en Sociología Virginia Reyes de la Cruz.

En estudios realizados sobre el impacto de los programas sociales en comunidades de Oaxaca , la docente del Instituto de Investigaciones Sociológicas  de la Universidad Autónoma Benito Juárez  de Oaxaca observó que las familias que recibían recursos a través de las becas a niñas, niños y adolescentes en edad escolar,  las limitó a otras posibilidades de crecimiento.

“Había familias que estaban hechas para los programas y cuando dejaron de recibir esos ingresos las familias quedaron desestructuradas y entonces eso nos lleva a pensar que no se ha evaluado bien el programa y por eso seguimos teniendo los mismo niveles de pobreza”.

Esta situación afectó principalmente a las mujeres, quienes por recibir este recurso eran ubicadas en comisiones a manera de tequios en los centros escolares, cocinas comunitarias  o municipios, ellos no realizaban una actividad que les permitiera posicionarse o vivir después de los hijos.

Los programas implementados generaron una dependencia y limitaron las posibilidades de las familias para poder seguir desarrollándose, sostuvo. La especialista señaló que de ahí la importancia de la evaluación de los programas para detectar los puntos negativos e irlos ajustando para que no se generen nuevos problemas.

Por otro lado agregó, está la corrupción de los gobiernos en donde los recursos no iban a los rubros que tenían aplicarse o se aplicaba a medias, además de las crisis recurrentes que impactan en las familias más marginales.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.