Seis de quince partidos programados para hoy, fueron aplazados debido a los equipos que se sumaron a protestas contra el racismo.

Agencia

WSHINGTON. Con el aplazamiento de al menos seis juegos, equipos de las Grandes Ligas de béisbol se sumaron este jueves por segunda jornada consecutiva a las actuales protestas contra el racismo en el deporte estadounidense.

Por el momento han sido oficialmente aplazados seis de los 15 partidos de la jornada del jueves, en los que iban a participar equipos como los Medias Rojas de Boston o los Nacionales de Washington, vigentes campeones.

El miércoles, cuando se desencadenó el boicot en la NBA y luego en otros deportes para protestar contra el ataque policial al afroestadounidense Jacob Blake, fueron suspendidos tres partidos de 15 en Grandes Ligas.

La primera iniciativa para suspender su partido del jueves provino de los jugadores de los Atléticos, que revisaron su decisión de jugar el partido del miércoles de la serie contra los Rangers.

La injusticia social y el racismo sistémico han sido parte de la estructura de nuestras vidas durante demasiado tiempo (…) No pisaremos el campo esta noche para ayudar a concienciar sobre estos temas sociales”, dijeron los Atléticos.

Respetamos la decisión de los jugadores de Oakland Atléticos”, dijeron de su lado los Rangers. “Estamos con todos aquellos que condenan la injusticia racial y están comprometidos a ayudar a poner fin al racismo sistémico”.

A esta suspensión le siguieron la de los juegos Filis de Filadelfia-Nacionales de Washington, Mellizos de Minnesota-Tigres de Detroit, Colorado Rockies-Diamondbacks de Arizona y Orioles de Baltimore-Rays de Tampa Bay.

Pocos minutos antes del inicio del juego, los Medias Rojas de Boston también confirmaron que su choque contra los Azulejos de Toronto no se celebrará.

El deporte estadunidense está movilizado contra el racismo desde el crimen del afroestadunidense George Floyd a manos de un policía blanco en mayo.

En ese contexto, el ataque a tiros de policías de Wisconsin (norte) contra Blake, quien se encuentra grave, desencadenó el miércoles negativas de los jugadores a competir en la NBA, Grandes Ligas, liga de fútbol masculina (MLS) y de básquetbol femenina (NWBA), además del aplazamiento de las semifinales del torneo de tenis de Cincinnati. 

El béisbol vivió una desafiante jornada con los equipos divididos entre quienes querían unirse a las protestas y quienes querían jugar.

Después de uno de esos partidos, el estadounidense Dominic Smith, primera base de los Mets de Nueva York, habló conmovido la noche del miércoles sobre su compromiso contra la violencia racial y sus experiencias personales como afroestadounidense.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.