EFE

El huracán Teddy, con vientos de 165 km/h, va a reforzarse sobre mar abierto en el Atlántico, mientras Sally, degradada a depresión tropical, sigue descargando lluvias torrenciales en Alabama y Georgia, a la vez que la crecida del mar en la costa

A las 09.00 GMT Sally, que tocó tierra en Gulf Shores, localidad costera Alabama, este miércoles, avanzaba tierra adentro de ese estado en dirección noreste a 19 km/h.

Según el Centro Nacional de Huracanes (NHC), el centro de la depresión tropical, que presenta vientos máximos sostenidos de 45 km/h, se encontraba a 90 km de Montgomery (Alabama).

El NHC ha retirado todas las advertencias que estuvieron en efecto en las zonas costeras del noreste del Golfo de México, donde no se ha informado de víctimas por Sally aunque sí de crecidas del mar e inundaciones causantes de cuantiosos daños en Alabama y el extremo noroccidental de Florida.

Sin embargo, la lista de posibles efectos de Sally en el tramo final de su viaje desde el Atlántico es larga. Las lluvias producidas por Sally en el sureste de EEUU, incluyendo Carolina del Norte y Virginia, pueden producir acumulaciones de hasta 152 milímetros y causar desbordes de ríos e inundaciones repentinas.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.