MVS

TEXAS. Los Buccaneers de Tampa Bay sellaron este domingo su pasaporte al Super Bowl con una estelar presentación del mariscal de campo Tom Brady en el triunfo a domicilio por 26-31 sobre los Packers de Green Bay en el partido del Campeonato de la Conferencia Nacional (NFC).

Brady, de 43 años, había disputado anteriormente nueve ediciones del Super Bowl con los Patriots de Nueva Inglaterra.

Brady y los Buccaneers esperan conocer al campeón de la Conferencia Americana (AFC) que decidirán más tarde los Kansas City Chiefs y los Buffalo Bills, que será su rival, el próximo 7 de febrero, cuando se enfrenten en su campo del Raymond James Stadium.

Los Buccaners se convertirán en el primer equipo en la historia de la NFL en jugar un Super Bowl en su propio estadio, mientras que Brady será el jugador de mayor edad en cualquier posición que dispute el partido por el título de campeón.

El equipo de Tampa Bay no había estado en los ‘playoffs’ en 13 años ni habían ganado un partido de postemporada en casi dos décadas, cuando el reinado de Brady con los Patriots acababa de comenzar.

Sin embargo, Tampa Bay sorprendió en el mercado de los agentes libres cuando Brady decidió dejar a los Patriots en la temporada baja y eligió a los Buccaneers.

Brady había decidido correr el riesgo mayor de su carrera profesional al no solo seguir en activo, sino dejar la compañía del entrenador en jefe Bill Belichick con los Patriots.

Además lo hizo en un momento tan delicado para el deporte como era el estar en medio de la pandemia del coronavirus lo que le impidió poder trabajar con su nuevo entrenador en jefe Bruce Arians y el coordinador ofensivo Byron Leftwich el sistema al que se integraba debido a las restricciones de COVID-19.

Los críticos señalaron los problemas que tenía con los pases en profundidad y que la relación con Arians no fuese la mejor.

Sin embargo, todo fue superado por Brady, quien contra los Buccaneers completó 20 de 36 pases para 280 yardas y tres touchdowns, con el corredor Leonard Fournette, que hizo la cuarta anotación, y aunque también tuvo tres interceptaciones al final la defensiva le salvó el día.

La defensiva, jugando con el tackle de 157 kilogramos Vita Vea por primera vez desde la Semana 5, capturó al mariscal de campo de los Packers, Aaron Rodgers, cinco veces.

El liniero Shaq Barrett lo hizo tres veces y dos de Jason Pierre-Paul, además de forzar dos pérdidas de balón de los Packers.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.