El golfista estadunidense enfatizó que está enfocado en la terapia física que le permitirá volver a caminar con normalidad.

AFP

CALIFORNIA. En su primera entrevista tras su grave accidente de auto de febrero, el estadunidense Tiger Woods describió su actual proceso de rehabilitación como la experiencia más “dolorosa” de su carrera sin hacer comentarios sobre su futuro en el golf.

Woods, de 45 años, dijo que volver a caminar por sí mismo es actualmente el objetivo número uno de su proceso de recuperación de las múltiples fracturas en la pierna derecha sufridas en la colisión.

A lo largo de su extensa carrera, el ex número uno mundial y ganador de 15 torneos de Grand Slam ha sido sometido a numerosas cirugías de espalda y rodilla.

Sin embargo, el astro del golf reconoció en la breve entrevista, publicada el jueves en el sitio web de Golf Digest, que la dureza de esas rehabilitaciones palidece en comparación con el actual proceso.

Esto ha sido un animal completamente diferente”, afirmó Woods. “Entiendo más los procesos de rehabilitación debido a mis anteriores lesiones, pero esto ha sido más doloroso que cualquier cosa que haya experimentado”. 

Según el reporte, se desconoce todavía si Woods necesitará procedimientos adicionales por las lesiones, que incluyen fracturas abiertas de tibia y peroné, y si podrá recuperar toda la fuerza y la movilidad de su pierna. 

La revista señaló que Woods no hizo comentarios cuando se le preguntó sobre sus esperanzas de volver a jugar al golf. El californiano respondió que su prioridad inmediata se centra en caminar sin ayuda. 

Una foto de Woods publicada en Instagram esta semana mostraba al golfista con muletas pero sin la bota protectora que había utilizado a principios de año. 

Tiger, por su parte, agradeció el apoyo que ha recibido a nivel mundial durante su recuperación.

“Ha sido increíble”, declaró. “He tenido mucho apoyo de la gente, tanto dentro como fuera del golf, lo que significa mucho para mí y me ha ayudado enormemente”. 

Woods se encontraba en recuperación de una intervención quirúrgica en la espalda cuando sufrió su accidente el 23 de febrero a las afueras de Los Ángeles (California).

La policía determinó que Woods conducía casi al doble del límite de velocidad cuando su todoterreno se descontroló y dio varias vueltas de campana antes de terminar volcado.

Tras una larga y compleja cirugía, Woods estuvo hospitalizado durante semanas antes de regresar a su casa en el estado de Florida en marzo. 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.