Foto: ilustración

Citlalli López 

OAXACA, Oax. Es deudor alimentario, sin embargo, logró burlar los candados establecidos por el Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana de Oaxaca (IEEPCO) para participar en la contienda electoral pasada. Obtuvo la candidatura y hoy, Alberto López Parrazales, es presidente municipal electo de San Pedro Tapanatepec.

“Siento frustración”, señala Nancy M, quien desde hace más de una década lucha por la pensión alimenticia de su hija, demanda asentada en el expediente 484/2015.

Para atender, sancionar, reparar y erradicar la violencia política contra las mujeres en razón de género, durante el proceso electoral 2020-2021, los órganos electorales incluyeron dentro de los lineamientos un capítulo 3 de 3 contra la violencia.

Los partidos políticos quedaron obligados a solicitar a las y los aspirantes a una candidatura firmar un formato, de buena fe y bajo protesta de decir verdad, donde se estableciera que no hubieran sido condenados o sancionados por violencia familiar o doméstica; por delitos sexuales, contra la libertad sexual o la intimidad corporal o por ser deudores alimentarios.

Nancy M explicó que López Parrazales desapareció de la Ciudad de México cuando su hija tenía cinco meses de nacida. Durante cinco años le costó mucho trabajo localizarlo debido a que este se había escondido.

“En el 2014 inicié esta demanda de pensión porque logré ubicarle a través de las redes sociales cuando apoyaba a Ernesto Cordero desde la Ciudad de Oaxaca. Él era panista originalmente. Cuando ubico su domicilio lo demandó la pensión alimenticia”, relató.

Cuando se presentó en el juzgado López Parrazales exhibió unos recibos de nómina con los que justificó que ganaba seis mil pesos mensuales trabajando como chofer.

Tanto Nancy M como Alberto López Parrazales llegaron a un acuerdo en el que se establecía una revisión y ajuste periódico de la pensión para que ésta estuviera conforme a las necesidades de su hija.

El juzgado solicitó una garantía al demandado para que cumpliera con su obligación.

“Él era de los que decía sí te voy a dar, pero la garantía nunca la exhibió en el juzgado, luego me apoyé de otra persona para que se le fuera a notificar hasta allá. Llegó el momento en que dije: ya me cansé”.

Con dinero limitado, sin redes de apoyo para el cuidado de su hija, consideró que lo más conveniente era que su hija viviera con López Parrazales, sin embargo, éste nunca aceptó, incluso en este momento en que ya es presidente electo de Tapanatepec.

Hasta el momento no hay una sentencia de incumplimiento de pensión alimentaria porque el trámite quedó incompleto debido a la burocracia y el costo que representaba para Nancy M llevar todo el proceso.

Actualmente colectivas feministas colgaron en el tendedero virtual al presidente municipal como deudor moroso y han exigido a las autoridades electorales revise este caso y sea sancionado debido a la falsedad de declaraciones.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.