Foto: @DIF_Oaxaca
Maira Ricárdez

OAXACA, Oax. Como una nueva forma de vida para 106 niñas y niños que actualmente son albergados en las casas hogar del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) surge “Casa de Alas”, un complejo que está por concluirse en el mismo predio que hasta hoy alberga las oficinas del DIF en la colonia Alemán de esta ciudad.

Casa de Alas está diseñada con espacios específicos en atención a la necesidad de las y los menores en cuanto a seguridad, protección y vigilancia que garanticen comodidad e higiene, así como espacios que permitan un entorno afectivo, con supervisión y trabajo permanente de especialistas en diversos ramos, explicó la presidenta del DIF estatal, Ivette Moran, y agregó que esta obra sería concluida e inaugurada el próximo mes de marzo.

Destacó que este es un proceso coordinado, pues los casos que llegan al DIF Oaxaca no ingresan por determinación del DIF, es el resultado de una determinación jurídica por parte de la Fiscalía, ingresan, se les atiende y tiene que seguirse la ruta legal para la liberación, que es el consentimiento legal de los tutores si es que decidieran entregar en adopción.

Casa de alas se divide a su vez en 5 casas: Cenzontle que es para niñas y niños de 0 a 11 años; Tucán, que se encarga del pabellón psiquiátrico para menores que así lo requieran y un hospitalito; Casa Loro, proyectada para adolescentes hombres, de los 12 a los 18 años; Casa Quetzal para adolescentes mujeres de 12 a 18 años y Casa Colibrí, que alberga las oficinas administrativas del sistema.

Anteriormente, las casas hogar del DIF eran la Casa Hogar 1, la Casa Hogar 2 y el albergue de tránsito, que se enfocaban al alojamiento de niñas, niños y adolescentes migrantes no acompañados y sus familias, cuando así lo requerían.

Los tres espacios tenían la finalidad de brindar atención a personas con discapacidad leve, moderada y severa, algunos requerían tratamiento psiquiátrico, así también el espacio estaba destinado a menores que habían sido abandonadas o abandonados por sus padres, todo se brindaba en un mismo espacio debido a la falta de lugares adecuados.

El objetivo ahora con Casa de alas -dijo- es aminorar el hacinamiento que había antes, pues solo la Casa Hogar 1 tenía a 106 personas albergadas, mientras que la Casa Hogar 2 tenía 91 adolescentes residentes.

Destacó que Casa de alas tiene una inversión de aproximadamente 163 millones de pesos, recurso que no se equipara al acompañamiento que reciben los menores en condiciones de desigualdad, pues sus habitantes son pequeños que han sido depositados ahí por alguna circunstancia en la que sus padres no los pueden mantener a su lado, algunos más enfermos, otros con necesidad de atención psiquiátrica, entre otras variables que los han colocado en este espacio de asistencia social.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.