Patricia Briseño

OAXACA, Oax. Tres años y medio después de la ejecución de Yaneth González L., activista defensora de los derechos humanos por la región Sierra Sur, la Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO) detuvo al presunto atacante y lo vinculó a proceso.

El presunto implicado, Pablo Sánchez, fue recluido este mes en el Centro Federal de Readaptación Social número 13, ubicado en Miahuatlán de Porfirio Díaz, donde llevará su proceso en prisión preventiva, sin embargo, a partir del arresto los familiares de la víctima han recibido constantes amenazas por parte de personas al parecer ligadas con el imputado. 

El Centro de Derechos Humanos y Asesoría a Pueblos Indígenas (CEDHAPI), calificó la detención de legal, por lo que el abogado del presunto responsable cuenta con el periodo para comprobar la inocencia de su defendido.

El órgano defensor se pronunció por que la Fiscalía en el desarrollo del proceso penal que se instruye en contra de Sánchez aporte todos los datos de prueba para acreditar su responsabilidad penal, y que en su oportunidad sea sentenciado.

De igual manera consideró inaplazable salvaguardar la integridad física de los familiares de la víctima y evitar la repetición del hecho, por lo que urgió medidas cautelares para las víctimas indirectas.

Dato:

En marzo de 2018, Yaneth González L, fue asesinada por disparos de arma de fuego afuera de su domicilio.

Los agresores le dispararon en la cabeza y cuerpo en diferentes ocasiones causándole la muerte de forma instantánea, todo esto con la presencia de sus familiares.

La Comisión Interamericana de Derecho Humanos emitió en septiembre de 2018 medidas Cautelares a favor de familiares de la activista y entonces tesorera municipal de Constancia del Rosario.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.