MVS

CIUDAD DE MÉXICO. En la Cámara de Diputados, la titular de la Secretaría de Cultura, Alejandra Frausto, compareció antes las comisiones unidas de Cultura y Radio y Televisión.

Inició su presentación a tambor batiente, advirtiendo que, en el sector a su cargo, ya se acabó “el baile de los moches” que persistió en administraciones anteriores.

La funcionaria federal aseveró que en cultura también hubo, en sexenios pasados, “Estafas Maestras”, pagos dobles, desvío de recursos, contratación de empresas ligadas a excongresistas cuyos nombres no precisó, y otros actos de corrupción.

Aseveró que la gestión de recursos que anteriormente se orquestaba en el Poder Legislativo, dio pie a cobro de “moches” y prácticas que están siendo desterradas.

“Ocasionó el baile de los moches que se permitió con los tristemente famosos recursos etiquetados. En nuestro sector también hemos tenido Estafas Maestras”, aseveró.

Enfatizó que el cambio en el rubro cultural, para erradicar a los intermediarios, ha sido “muy fuerte”, y algunos no han entendido que los recursos públicos ya están llegando directamente a los creadores.

Las ventanillas de entrega de apoyo ya son claras y democráticas, lo cual agradeció a los legisladores federales, encargados de aprobar el Presupuesto de Egresos.

“El presupuesto se destina directamente a los beneficiarios, no hay intermediarios. Este ha sido un cambio fuerte que quizás algunos no han entendido, pero garantizamos que cada peso llegue a su destinatario, a los creadores”, remarcó.

Proyecto cultural del Bosque de Chapultepec

Cuestionada por los congresistas de oposición sobre el proyecto cultural del Bosque de Chapultepec, quienes lo calificaron como “electoral”, la funcionaria reviró al afirmar que beneficiará a todo el país, no solo a la Ciudad de México.

Aseveró que obras como las del Tren Maya en el sur-sureste del país, o bien, el Aeropuerto de Santa Lucía, no afectarán la cultura ni los vestigios arqueológicos y paleontológicos encontrados en dichas áreas.

Tajante, aseveró que, en la presente administración, “el patrimonio no se vende, se ama, se defiende”, y por ello, el primer mandatario envió una carta con la postura de su administración sobre la venta de piezas arqueológicas en subastas internacionales.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.