Cierre espectacular de la Guelaguetza, miles de almas vibraron en un solo latir

Luz Palacios / Foto:  Jorge Luis Plata, Cortesía 

OAXACA, Oax. ¡La Guelaguetza!  Máxima fiesta de las y los oaxaqueños inició a la voz del “viejo tiliche”, personaje de los carnavales de Putla, Villa de Guerrero y que en este 2022 fue la imagen representativa de los Lunes del Cerro y las fiestas de julio.

Este lunes, al caer la tarde, la chirimía anunció el inicio de la fiesta, la máxima fiesta grande, en su 90 aniversario y su edición final, la Octava del Lunes del Cerro.

En la Rotonda de las Azucenas, ante alrededor de 15 mil almas, una vez más Oaxaca mostró al mundo su magia, grandeza y hermandad. Visitantes locales, nacionales y extranjeros, celebraron la vida, la convivencia y la alegría de estar reunidos en un solo lugar, el auditorio Guelaguetza.

Las y los espectadores fueron testigos una vez más de la expresión cultural más importante de Latinoamérica, de este gran homenaje étnico que mostró al mundo, costumbres y tradiciones de cada una de las regiones participantes.

Foto: Jorge Luis Plata

Miles de espectadores vibraron con cada una de las danzas de los pueblos originarios del estado, quienes compartieron a través de sus tradiciones, diversidad, cultura e historia, un pedacito de lo grande  y maravilloso que es Oaxaca.

Con belleza inigualable, portando orgullosa el traje típico del Istmo de Tehuantepec, la representante de la Diosa Centeótl, Jacsenic Maybeth Rodas González, dio la bienvenida a las y los oaxaqueños y turistas.

Viejos Tiliches, disfraces originales de catrines, catrinas, novias, gente  ataviada con trajes de la alta sociedad, y diversos disfraces aparecieron en el escenario, bailando al ritmo de los sones y chilenas de la tradicional calenda y carnaval de Putla, Villa de Guerrero,  quienes fueron los encargados de marcar el inicio de la cuarta y última edición de la  Guelaguetza, con el tradicional convite.

En este homenaje racial participó la delegación de Tlacolula de Matamoros que hizo la representación de su Mayordomía del Señor de Tlacolula, Miahuatlán de Porfirio Díaz con sus alegres sones, jarabes y fandango Miahuateco; continúo la región Mixteca con la Heroica Ciudad de Tlaxiaco, quien presentó sus sones y jarabes de Tlaxiaco.

También, mostraron su grandeza y orgullo oaxaqueño, las delegaciones de El Espinal, de la región del Istmo, con su tradicional fiesta de barrio en honor a San Mateo, la delegación de Teotitlán del Valle, con la esperada “Danza de la Pluma”, de la Sierra Sur; San Francisco Sola, con el Jarabe de la Rosa y chilenas.

Tocó el turno a la delegación de la Heroica Ciudad de Huajuapan de León y ante la emoción de la concurrencia, al unísono, a todo pulmón, con sombrero en mano y el sentimiento a flor de piel, todas y todos los asistentes entonaron la emblemática Canción Mixteca de José López Alavés, posteriormente, disfrutaron de la interpretación del inigualable e insuperable “Jarabe Mixteco”.

Foto: Jorge Luis Plata

Una de las delegaciones más esperadas fue San Juan Bautista Tuxtepec, con el baile folclórico “Flor de Piña” quienes fueron ovacionadas más de una vez; bailaron descalzas, en perfecta sincronía, festejando en el escenario la alegría de la mujer por la buena cosecha, ataviadas con la majestuosidad de sus huipiles bordados de la cultura mazateca y chinanteca.

También estuvo Santo Domingo Tehuantepec, que cautivó al presentar el Xhina Bido´ día del Xua´ ana y las capitanas en la mayordomía,  no podía faltar la Heroica Ciudad de Ejutla de Crespo con el “Jarabe Ejuteco” y sus versos picarescos, la costa se hizo presente una vez más con Santiago Pinotepa Nacional con sus sones, juegos y chilenas.

Para cerrar con broche de oro las cuatro emisiones de los Lunes del Cerro, las Chinas Oaxaqueñas de Genoveva Medina, aparecieron en el escenario del majestuoso auditorio Guelaguetza, quienes al ritmo del “Jarabe del Valle” interpretado por la Banda de Música de Seguridad Pública de Oaxaca,  dieron muestra una vez más de la riqueza cultural, gastronómica, musical y dancística que posee Oaxaca.

Foto: Jorge Luis Platas

Así, entre alegría, nostalgia, música, acompañadas de marmotas, faroles, cohetones y toritos cerraron la última emisión de la Guelaguetza 2022.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.