Gana premio doctora e intérprete de pacientes hablantes de lenguas indígenas en Oaxaca

  • Este reconocimiento fue creado por el pintor Juchiteco Francisco Toledo
Patricia Briseño 

OAXACA, Oax.  La activista de derechos lingüísticos en temas de salud e intérprete de pacientes hablantes de lenguas indígenas en Oaxaca, María de Lourdes Martínez Gómez, originaria de San Bartolomé Quialana, Tlacolula, obtuvo el Premio de la Fundación Alfredo Harp Helú (FAHHO), Centro de las Artes San Agustín (CaSa) Emiliano Cruz.  

La médica cirujana y anestesiologa fue reconocida entre 24 personas nominadas, hablantes los idiomas: zapoteco, mazateco, chontal, chinanteco, mixe, otomí, chiapaneca, tsotsil, zoque, ixcateco y náhuatl.

La ganadora es activista de la lengua indígena en salud, intérprete del idioma zapoteco del Valle  y coordinadora del grupo de intérpretes y traductores del Hospital Regional de Alta Especialidad de Oaxaca (HRAEO), de la Secretaría de Salud federal.

“Para mí es una gran satisfacción colaborar como intérprete, traductora, escritora y activista de la lengua zapoteca, es una misión que me encomiendo día a día, para poder ayudar a la población vulnerable, para que se rompa la brecha que existe en la comunicación con los demás. Es un orgullo ser zapoteca y continuaré forjando mis raíces”, asentó.

Martínez Gómez cursó la licenciatura de Médico Cirujano en la Facultad de Medicina y Cirugía de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca (UABJO). Obtuvo un posgrado en Anestesiología en el Hospital General,  Aurelio Valdivieso. Ha cursado diplomados en administración de hospitales, interpretación y traducción de lenguas indígenas, entre otros. 

Tiene los  posgrados de Docencia y, en Ciencias de la Educación e Innovación Educativa. Ha realizado distintos trabajos para promover el zapoteco y el trato digno de pacientes indígenas. 

La mayor parte de los trabajos realizados por Martínez Gómez son actividades nacidas a raíz de la necesidad de mejoras en el trato de pacientes hablantes de lenguas originarias en la entidad oaxaqueña. 

Desde 2006 a la fecha coordina a un grupo de 25 personas hablantes de diferentes lenguas (zapoteco del Valle, zapoteco del Istmo, chinanteco, mixe, mixteco) para apoyar en la traducción de pacientes en el HRAEO, ubicado en el municipio conurbado de San Bartolo Coyotepec.

En el año 2018 fue coautora del libro “Traducción e interpretación de las lenguas

indígenas” y de la “Guía práctica para el alivio del dolor y cuidados paliativos”, publicados en español con su traducción al zapoteco. 

También creó un glosario médico en zapoteco de San Bartolomé Quialana, Tlacolula.

En la postulación de la doctora María de Lourdes se lee que el trabajo que realiza ha tenido un impacto en la sociedad ya que “la formación del grupo de traductores de lenguas indígenas el hospital de Especialidades  ha ayudado a mejorar el servicio de atención médica. 

“Los pacientes pueden solicitar un intérprete en salud para poder tener una comunicación asertiva con el médico. La presencia de traductores durante las

consultas médicas ayuda a disminuir la sensación de miedo, estrés, ansiedad e incomprensión por parte del paciente”, apuntó la especialista.

INICIATIVA DEL MAESTRO, FRANCISCO TOLEDO

En su momento, el artista plástico, Francisco Toledo ( 1940-2019) acompañado por la Fundación Alfredo Harp Helú, a través de la Biblioteca de Investigación Juan de Córdova, el CaSa,  el Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca (IAGO) y el Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo, crearon este premio en memoria de Emiliano Cruz, un joven autor y lingüista zapoteca que falleció a los 29 años de edad. 

Emiliano Cruz Santiago era un joven de San Bartolomé Loxicha, Sierra Sur. Desde los 19 años hasta su muerte repentina a los 29 años, dedicó su vida a la documentación, descripción y promoción de su lengua materna, el dí’zdéh (zapoteco miahuateco).

El premio busca reconocer a hablantes de lenguas indígenas que, fuera de sus actividades laborales, realizan esfuerzos creativos para defender y promover el uso de su lengua materna.

Michael Swanton, miembro del consejo directivo de la biblioteca de investigación Juan de Córdova comentó que para la Fundación Alfredo Harp Helú Oaxaca es importante participar en los Premios CaSa, “es un bello proyecto iniciado por el maestro Francisco Toledo”.

“Con este premio buscamos reconocer el trabajo de personas que promueven y defienden las lenguas mexicanas», dijo Daniel Brena, director de CaSa.

En la tercera emisión, correspondiente a este año se recibieron nominaciones de 24 personas hablantes de distintas lenguas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.