Fentanilo: este es el medicamento que combate sus efectos

Existen dos tipos de esta sustancia, la regulada y la ilegal. La última ha generado un debate político entre México, Estados Unidos y China, así como consecuencias en la salud de sus habitantes.

MVS

CIUDAD DE MÉXICO. El fentanilo se ha convertido en un problema de salud pública y seguridad en México y Estados Unidos principalmente, matando a más de 150 personas cada día en el país norteamericano, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Se trata de un opioide sintético, que, de acuerdo con dicho organismo estadounidense, “es hasta 50 veces más fuerte que la heroína y 100 veces más que la morfina”.

Es importante destacar que existen dos tipos: el farmacéutico y el fabricado de manera ilegal.

En una entrevista con Sheila Amador, Carlos Galicia, especialista en tratamientos de trastornos, explicó que, “en realidad”, es un medicamento utilizado “como un analgésico para tratar algún tipo de cáncer que genera dolores extremos”.

Mientras que el ilícito, es, en verdad, un tipo de análogos, con un diseño molecular diferente, los cuales se caracterizan porque se desconoce qué contienen realmente.

Esta sustancia, conocida también como fentanilo fabricado ilícitamente (IMF, por sus siglas en inglés), se distribuye en diferentes formas como líquido y polvo, de acuerdo con los CDC.

Frecuentemente, se mezcla con otras drogas como heroína, cocaína y metanfetaminas en forma de pastillas o en forma de aerosol nasal, gotas para los ojos o golosinas.

Uno de los riesgos es la sobredosis a causa de esta sustancia, la cual presenta síntomas como:

  • Pupilas retraídas y dilatadas
  • Sueño o pérdida de conocimiento
  • Respiración lenta, débil o sin respiración
  • Atragantamiento
  • Cuerpo flácido y piel fría, húmeda o pegajosa
  • Manchas en la piel

“Es un medicamento que no es una droga como se piensa por ahí, es un medicamento maravilloso que limpia el organismo de los restos y entonces les salva la vida a las personas”, describió el especialista.

De acuerdo con los National Institutes of Health (Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, mejor conocidos como NIH), “es un medicamento que revierte rápidamente una sobredosis de opioides” al bloquear los efectos de otros.

Como vimos, hay cambios en la respiración. La naloxona contrarresta el síntoma de manera rápida.

A pesar de esto, los NHI especifican que no es un tratamiento para el trastorno por consumo de opioides.

Su forma de administración es a través de un vaporizador nasal o con una inyección intramuscular, subcutánea o intravenosa.

Es importante recurrir a un profesional especializado, aunque sí se puede suministrar por una persona cercana que sepa cómo controlar la situación.

Aun así, es fundamental llamar al 911 de manera inmediata, ya que los opioides como el fentanilo permanecen más tiempo en el organismo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.