Mantiene demanda de justicia familia de joven futbolista ejecutado en la Cuenca

Patricia Briseño

OAXACA, Oax. A unas semanas de cumplirse tres años del homicidio del joven futbolista Alexander (Chander) Martínez Gómez, cometido por un elemento de la policía municipal de Acatlán de Pérez Figueroa, en la región Cuenca del Papaloapan, los deudos denunciaron que los jueces se resisten a girar orden de reaprehensión tras haberlo liberado, para que siga trabajando en el servicio público.

En entrevista con Virginia Gómez Pérez, madre de Alexander y víctima indirecta manifestó su indignación, por las actuaciones de los jueces Rodolfo Vásquez, Gildardo González y Gustavo García, al supuestamente favorecer al policía Sergio R.R., quien se niega a presentarse a la audiencia para revisar su estatus jurídico y reparar  el daño.

Tras la liberación del imputado, ocurrida el 1 de abril de 2022, el agente del Ministerio Público y el asesor jurídico de la familia apelaron esta resolución, que prosperó en fecha reciente cuando la Segunda Sala Penal del Tribunal Superior de Justicia del Estado (TSJE) dictó sentencia condenatoria, al acreditar el homicidio con ventaja.

“En mi carácter de víctima indirecta del delito de homicidio, cometido en agravio de mi hijo, que mereció la recomendación 01/2021, al calificarla como ejecución arbitraria, acudí a la Defensoría de Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) a afecto de que no se sigan trasgrediendo nuestros derechos por los jueces regionales”.

De igual manera, Virginia demandó se inicie ante el órgano de control interno del TSJE, el procedimiento correspondiente a Vásquez, González y García, en su carácter de Juez presidente y Jueces relatores, respectivamente.

La oaxaqueña en demanda de justicia por su hijo destacó que estos jueces del Tribunal de Enjuiciamiento de la Región Cuenca del Papaloapan con sede en San Juan Bautista Tuxtepec ordenaron la liberación del policía imputado, al considerar que no había elementos para probar su culpabilidad.

A SANGRE FRIA

El 9 de junio de 2020, Alexander, entonces de 16 años de edad, acompañado por otros chicos, se dirigía a una tienda de conveniencia, pero fueron interceptados por la patrulla municipal 023, la cual circulaba con las luces apagadas y en contrasentido.

El policía Sergio R. R., descendió del vehículo oficial para atacar a balazos a los adolescentes; a Alexander, le disparó en la cabeza, e incluso otro policía pretendió “sembrarle” un arma, pero se lo impidieron vecinos testigos.

“El crimen de mi hijo fue ampliamente difundido a nivel nacional e internacional, por la circunstancia en las que ocurrió, sin embargo, se nos ha negado justicia; liberaron al imputado, no han reparado el daño, y tampoco han ofrecido disculpas”, anotó Virginia.

Incluso, aseguró, el policía municipal fue reinstalado en su cargo, y sigue libre por las calles » cuidando a la población»

DATO

La recomendación 1/2021 de la DDHPO por la ejecución arbitraria cometida en contra del joven Martínez Gómez está dirigida al municipio de Acatlán de Pérez Figueroa y a la Fiscalía General del Estado de Oaxaca, pues ambas dependencias reconocen que fueron responsables de las violaciones a derechos humanos cometidas en agravio de Alexander Martínez Gómez y su familia.

Reconoce que la muerte del chico fue “un asesinato a sangre fría”, “sin sentido”, y que con las pruebas existentes no quede impune; cuenta también con plazos de cumplimiento y, establece acciones para que los hechos no vuelvan a repetirse: un acto público de reconocimiento de responsabilidad y disculpa pública.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.